Tratamiento de la Sequedad Vaginal con Láser: RenovaLase®

La sequedad vaginal se produce principalmente por una falta de lubricación de las paredes de la vagina causada por una disminución del número de estrógenos.

Sus principales síntomas son escozor, picor o irritación de la zona genital, dolor durante las relaciones sexuales (dispareunia), además de una mayor predisposición a sufrir infecciones vaginales por bacterias y hongos.

Causas de la Sequedad Vaginal

La menopausia es la etapa de la vida de la mujer que más se relaciona con la sequedad vaginal, estimándose que entre un 40-60% de las mujeres postmenopáusicas sufren este trastorno.

Además la sequedad vaginal puede presentarse en cualquier otra época de la vida, generalmente relacionada con situaciones donde exista un desequilibrio hormonal, como por ejemplo el postparto y la lactancia, la toma de medicamentos para el tratamiento del cáncer de mama, miomas uterinos, endometriosis o infertilidad, tratamientos de radioterapia de la zona pélvica, quimioterapia, extirpación de los ovarios o en casos de estrés grave, depresión, ejercicio físico excesivo o consumo abundante de tabaco.

Tratamiento de la Sequedad Vaginal

Sequedad vaginalLa terapia de sustitución hormonal es una opción que debe de sopesarse individualmente. Además la utilización de manera regular de geles y cremas hidratantes/lubrificantes siempre debe de tenerse en cuenta puesto que alivian las molestias y síntomas derivados de la sequedad. También los suplementos alimenticios que contienen isoflavonas ayudan a mejorar esta sintomatología.

Pero sin duda el tratamiento más innovador es la terapia con láser. El láser es un procedimiento seguro, rápido y eficaz que estimula la formación de colágeno mediante calor aumentando la lubricación y el tono de las paredes de la vagina.

En Mética realizamos el programa Renovalase de Fotona con excelentes resultados. Se trata de una terapia láser innovadora, única y no invasiva que se realiza de forma ambulatoria, en pocos minutos y que permite retomar inmediatamente la actividad habitual.

Dependiendo de la sintomatología realizaremos de 2 a 4 sesiones, dejando que transcurra 1 mes entre sesión y sesión.

Además el tratamiento con láser no presenta apenas contraindicaciones, siendo una opción segura en mujeres que han sufrido radioterapia vaginal o menopausia precoz secundaria a tratamientos oncológicos.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies